lunes, 2 de noviembre de 2009

"Zamná" el barco de la paz en Mallorca I

"Donde hay paz hay cultura,
Donde hay cultura hay paz."

(Elena Röerich)


Esa es la cuarta vez que empiezo esta entrada. No es que no sepa lo que quiero contar, es que me pueden la emoción y los sentimientos y me apasiono tanto que no controlo las palabras.

Pero bueno, ver si me calmo y les cuento como lo que iba a ser un fin de semana tranquilo se convirtió en uno de los más bellos y enriquecedores que he disfrutado.

Vamos allá:

La travesía
“El niño, la mar, la paz y Cozumel” es un proyecto de mi paisanuco el Capitán Vital Alsar para promover el mensaje de paz entre los niños del mundo a través de la navegación y el amor por el mar.

El viernes, Vital Alsar, atracó en el puerto de Palma de Mallorca. El barco, un trimarán de tres palos, lleva el nombre de un Dios Maya: “Zamná”, considerado por el pueblo Maya como el patrón de las artes y el conocimiento.

La travesía partió en agosto desde
Cozumel, la isla de la paz (México), con destino Grecia para hermanar a dos de las grandes cunas de la civilización: la cultura maya y la escuela griega del conocimiento.

La Tripulación está formada por el capitán Vital Alsar, 14 marineros y el que para mí es el tripulante más importante de esta travesía: Juan Pablo, un niño maya que ejerce la función de embajador del resto de los niños del planeta para solicitar que se promueva la cultura y la paz en el mundo.

El domingo por la tarde, en el Real Club Náutico de Palma de Mallorca, Vital Alsar nos ofreció una conferencia para dar a conocer la finalidad del proyecto “El niño, la mar, la paz y Cozumel”.

En el apartado “ruegos y preguntas” le pregunté al capitán si, habrá un libro “Zamná, un barco por la paz” en el que nos narre la travesía y las experiencias vividas en ella. Vital Alsar nos dijo que no descartaba la idea.

Espero que así sea. En su día disfruté con sus otros dos libros, “Las Balsas” y “¿Por qué imposible?”, espero disfrutar de un tercer libro.

Continuará….

8 comentarios:

Juan Nadie dijo...

Extraordinario paisanuco Vital Alsar, ¿eh?

Anjanuca dijo...

Extraordinario, interesante, entrañable.... nuestro paisanuco y toda la tripulación, Juan Nadie.

Luis Fernández del Campo dijo...

Además de los libros de las expediciones de las balsas, Vital Alsar escribió otro libro, hace unos 5 años, titulado "En la estela de Orellana", que también le recomiendo.
En mi blog http://ciudadanos-cantabria.blogspot.com voy recogiendo información de la travesía con el Zamná, por si desea más información.
Un cordial saludo, de otro paisanuco,
Luis Fernández del Campo

Anjanuca dijo...

Buenas tardes Sr. Fernández:
Lo sé, lo sé, pero ese libro todavía no ha caído en mis manos. En mi próxima visita a la tierruca.

Hay varias web con información de la expedición, pero Vital Alsar nos dió la que él considera la oficial:

www.zamnamensajerodepaz.org

Estoy preparando las fotos, las colocaré dentro de un ratuco. Si quiere alguna se la enviaré gustosa.

Besucos desde Mallorca.

Luis Fernández del Campo dijo...

Me encantaría recibir las fotos que tengáis de Vital en Mallorca. Estoy haciendo un seguimiento aprovechando mi blog, y tengo pendiente de subir el reportaje de video que grabé a su paso por Barcelona.
Aunque mi blog no es el oficial, le puedo comentar que ahora está siendo seguido por los 14 tripulantes del Zamná, con quienes pude compartir unos ratos de charla en su paso por Barcelona.
Un cordial saludo, de un cántabro en Bcn, Luis.

fermin dijo...

Empiezo por el final, me hizo gracia encontrar por aquí al doble paisano, (vive en Cataluña) Luis Fernandez.
Iniciativas como las de Vital Alsar hacen que aun crea en la utopía. Y pasiones como la de Anjanuca, en las personas.
Gracias por ilustrarme.
Un abrazo.

Luis Fernández del Campo dijo...

Fermín, ¿no hemos coincidido alguna vez chateando en el blog del Cántabro Perplejo? En cualquier caso, encantado de encontrar a otro cántabro de la diáspora.
Es indudable que personalidades como la de Vital Alsar son capaces de sacar lo mejor de cada uno de nosotros, e ilusionarnos en lograr lo imposible. Cuando veáis el video que tengo que editar, os cautivará (hace 31 años que lo conozco, y su charla me sigue atrapando). Un abrazo, Luis.

Anjanuca dijo...

Fermiuco, me alegra que esta casa haya sido punto de encuentro entre cántabro-catalanes. Para que veas lo pequeño que es el mundo. Haría falta un Vital Alsar en cada puerto del mundo, ¿verdad?

Luis, pásame un mail y dime donde puedo enviarte un CD con las fotos y un par de vídeos que saqué.

Besucos a los dos.